Inicio Emprendimiento ¡Hagamos cambios, generemos beneficios!, ¡hagamos composta!

¡Hagamos cambios, generemos beneficios!, ¡hagamos composta!

714

Con el fin de reducir la basura en las ciudades mediante la recolección de desechos orgánicos, surge en Toluca, Edo de México la iniciativa “Hagamos Composta”. Dicha iniciativa es 100% privada y surge en el año 2017, para posteriormente en 2020 alcanzar un crecimiento de expansión de sus cedes.

Actualmente el proyecto se encuentra en 27 ciudades de México como: Tijuana y Ensenada, Ciudad de México, Guadalajara, Puebla, Monterrey, Aguascalientes, Cuernavaca, Toluca, Valle de Bravo, San Miguel de Allende, Oaxaca, la Riviera Maya y muchas otras más. También se encuentran en ciudades del extranjero como Honduras: Tegucigalpa y San Pedro Sula y en Madrid, España.

¿Qué hace diferente a Hagamos composta?

Uno de los aspectos que tiene el proyecto, es que siempre se busca mantener el vínculo con el usuario; es decir, muchas veces se desconoce a donde es que estos residuos terminan. Es por esto que el team de Hagamos composta, se asegura de que las personas conozcan todo el proceso, desde dónde y cómo empieza la recolección, hasta como termina para que regrese a ellos.

Adicionalmente, dicha composta se puede utilizar en huertos, jardinería, pasto o cualquier uso que requiera abono natural; menciona Paulina Camacho, administradora de proyectos y logística de Hagamos composta.

Paulina Camacho| Administradora de proyectos y logística de Hagamos composta

El proyecto sustentable fue impulsado por su fundador Gerardo Montes de Oca. Gerardo es un apasionado del cuidado ambiental; cuyo proyecto comenzó por recolectar los residuos orgánicos que se generaban en su propia casa y con su familia, luego invitó a conocidos.

Una iniciativa que demuestra como una sociedad organizada genera cambios

La empresa cuenta con diversos canales de difusión. Pero Paulina señala que las personas llegan ya sea por recomendación directa, o a través de redes sociales para establecer el contacto. Una vez que las personas se inscriben, los usuarios reciben un manual de cuáles son los residuos idóneos; para que el equipo de Hagamos composta te haga entrega de tus cubetas recolectoras.

Por otro lado, el tipo de mercado que más se ha interesado en el proyecto, ha sido el residencial o familiar. De hecho ya son 7,500 familias las que se han sumando a la iniciativa, en donde semana a semana se hace esta recolección residual. Estas personas pagan una inscripción de pago único de 350 pesos + una cuota de 70 pesos por cada vez que algún miembro de Hagamos composta vaya hasta el domicilio de estas familias a recoger la cubeta.

«En promedio hay de 4 a 5 miembros por familia que generan alrededor de 15 kilos de basura orgánica por semana. Es importante mencionar que este dato puede variar debido a los hábitos de consumo de cada familia, y también a que tanto se desechan los alimentos».

De las familias, le siguen los pequeños negocios como cafeterías y restaurantes. Sin embargo, el proyecto ha generado tanto interés, que incluso diversas empresas los han contactado para poder integrar este sistema de recolección de residuos; tanto en la empresa como una forma de prestación para sus empleados.

Principales beneficiados del proyecto

Aproximadamente por cada 100 kilos de residuos orgánicos que se reciben, se obtienen 8 kilogramos de composta, pues gran parte del contenido que se genera es agua que se va perdiendo en el proceso. Al final esta composta es un abono completamente natural y que los principales beneficiarios son los mismos usuarios; pues dicho fertilizante natural, se puede aplicar de manera directa a las plantas en huertos, camellones y jardines. «La idea es que los nutrientes que se extraigan de la tierra regresen a esta, pues pocas veces esto sucede», enfatiza Camacho.

Algo importante que no podemos dejar pasar, es que una de las claves del éxito de Hagamos composta, ha sido la consciencia ambiental de los usuarios. Por otro lado, hay muchas personas que ya se han ido sumando a lo largo del proceso.

Beneficios de hacer composta

El realizar está actividad de recolección de desperdicios orgánicos, no solamente tiene el beneficio de reducir la cantidad de basura que se genera en la ciudades; pues al convertirse en composta, sus nutrientes regresan al suelo y se reduce la cantidad de gases de efecto invernadero en la atmosfera como el dióxido de carbono.

Por ejemplo, los desechos que llegan a los tiraderos de basura, no solo se vuelven parte de la contaminación y se pierden estos nutrientes, sino que además se genera un exceso de gases de efecto invernadero. Por tanto, la capacidad de la atmósfera aumenta para retener la radiación solar, contribuyendo al calentamiento global.

¿Negocio o caridad? Mitos y realidades de la sustentabilidad

Se tiene la falsa creencia de que todo lo relacionado con cuidado ambiental y ecología, únicamente son temas que les interesa exclusivamente a las fundaciones y ONGs; sin duda, nada más alejado de la realidad, pues al final del día lo que generamos tiene un alto costo. De hecho, a pesar de que en el presupuesto público se invierte bastante en el manejo de residuos, no se hace de la manera correcta.

Hoy por hoy este proyecto de Hagamos composta, es el sustento económico directo para 65 personas que dependen 100% de él. De manera indirecta, se genera por lo menos el doble en cuanto a la parte de empleados. Es por esto que con la cuota de recolección se aseguran los costos de operación y el poder seguir generando empleo a estas familias mexicanas.

En estos cinco años que llevan en el mercado, Paulina señala que el crecimiento de negocios en términos de sustentabilidad ha ido creciendo, y mucho gracias a la gestión y propaganda cultural. «Efectivamente, en temas de pandemia, el año pasado lo que para muchos representó un reto, para nosotros figuró un auge importante de manera orgánica».

Rescatando la idea anterior, la demanda de frecuencia del servicio y el número de nuevos clientes ha ido progresando, aún en confinamiento. Una parte importante de este avance, sin duda han sido las redes sociales. Pues incluso se ha incrementado las ventas hasta un 35% adicional a lo que se tenía.

A pesar de existir proyectos similares en el mercado, Hagamos composta ocupa la posición número uno de manejo de residuos actualmente en todo México. Siendo Ciudad de México con 2,300 familias inscritas; de allí le sigue Querétaro, Monterrey, Guadalajara y La Riviera Maya entre las principales ciudades.

Infraestructura de operación

Los terrenos en donde se hace la recolección de estos residuos, son terrenos que estan cercanos a las ciudades sin afectar las zonas urbanas; cada una de las cedes tiene sus propio transporte y equipo de recolección y stock de cubetas. Lo que facilita a que cada cede se se maneje de manera independiente.

Lo mejor del proyecto es que el equipo está integrado por una serie de talento multidisciplinario, desde administradores, futbolistas, biólogos, ambientalistas y nutriólogos; pero no necesariamente tienes que ser un profesionista para poder participar en esta iniciativa, así que no lo dudes más y forma parte del cambio.

Artículo anterior9 razones por las que deberías tener un celular Umidigi
Artículo siguienteConsejos para ahorrar dinero en tiempos difíciles

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí